La presión del tiempo

En realidad soy jóven.

En realidad talvez debería escribir esto más adelante, quizá es  extraño que lo escriba hoy, ahora.

Sucede a pocos días de mi cumpleaños, ese sentimiento de que “debería” haber logrado algunas cosas ya.

De que los años están pasando y no he aprendido a vivir aún. Tenía la idea de que después de los 18 tendría todo resuelto y sabría que hacer.

Es como sentir la responsabilidad de los días que he tenido a mi disposición y alguien me pidiera cuenta de los resultados.

 

Aver, tenes un cuerpo con salud, las cinco ventanas perciben lo que pueden del experior, veamos, funcionan bien eh, un par de talentos, ¿Qué has hecho con esto?

Te dí varios días sabes, las mismas horas que todos los genios, además de todas esas cosas maravillosas de la vida que traen consigo en los días, ya sabes; las estrellas, el cielo, la maravilla de la naturaleza y todos sus acontecimientos, las conversaciones, amistades, dificultades, sentimientos, alegrías, complejidades…

 

Es complicado mirarse perdiendo el tiempo, dando vueltas en el mismo asunto por días, desaprovechando oportunidades y tomando malas decisiones. Creo que no he aprendido a vivir. Talvez los caminos de la vidaaaa♫♪ no son como yo pensabaa♪♫… Pero la vida es bella y he vivido así, entre logros y frustraciones. Y esta no es una escusa para librarme de las responsabilidades, de todos los privilegios que he recibido. Decir que la vida es bella es una afirmación de que en el medio del caos externo y el interno, Dios ha sido fiel incluso cuando no he sido muy estratégico en el manejo de la vida.

 

He tenido muy presentes las palabras de algunos amigos, uno me recitó las palabras de un sabio anciano predicador de la Palabra, “no todo en la vida es crecer y crecer, hay altibajos”. Otro me dijo hace mucho con la escena de Pedro caminando sobre la mar, “lo importante de la escena es que Jesús creyó en Pedro, que podría caminar sobre el mar y por eso lo llamó”… Otro escribió en el día de su cumpleaños, “no entiendo porque me felicitan, (parafraseando) ni que la vida dependiera de mis esfuerzos, esas felicitaciónes son para Dios que me ha sostenido todos estos días de mi vida y lo sigue haciendo”.

 

Supongo que es una reacción natural que después de darle la vuelta al sol y mirarse cerrando el ciclo llegando al punto de partida, uno se mire otra vez y se mida para saber cuanto  a crecido (bueno, no fisicamente).

 

Supongo que en ocasiones es natural sentirse frustrado porque no llenas las espectativas de todo el mundo. A veces uno quisiera ser aceptado con lo que uno es, en todos lados. QUIERO EXTENDER MI MÁS SINCERA DISCULPA AL SISTEMA POR NO SER UN HOMBRE NORMAL Y EXITOSO, A SU MANERA.

 

Si, me he tomado mi tiempo para pasar por la universidad… si, ahora no tengo un empleo… Sí, aún no tengo un carro… ni moto… pues, la bici es de mi papá. De hecho la tarjeta del transurbano también….  Que no me pienso casar todavía dije…sin comentarios… No, aún no puedo pensar en construír mi casa. Sí, soy malo en los negocios. Sí, usé los mismos zapatos durante todo el año, pero pues, anduvieron en otros lugares después de las fronteras y tuvieron polvo de hermosos paisajes.

 

Yo sé que el sistema ha construido su forma de vivir estandar, que no mide las riquezas y el éxito por el número de buenas amistades y conversaciones, por el número de canciones escritas o por el conocimiento adquirido de las cosas, de uno mismo o por el conocimiento de Dios. Las riquezas no se miden por los libros que has leído o las palabras nuevas que aprendiste. Por las veces que experimentaste un SERENDIPIA o las veces que te ilusionaste dejando de pensar en vos mismo para pensar en alguien más. Supongo que no hay riqueza en sentirse vulnerable. Creo que el sistema no le pone valor al hecho de que compartiste estudios biblicos en tu universidad o que te viste involucrado por gracia de Dios en un evento que sacó lo mejor de vos y de cada uno para crecer juntos y romper paradigmas… Yo creo que no se cuenta como éxito cantar en los buses y viajar con canciones.

 

Sin embargo, con todo esto, esta vez, me siento afortunado. Agradecido. Lo que tengo ahora, no lo podría comprar, ni pagar. Mi familia a veces piensa  que soy inteligente (¡que fortuna!) a veces… x) !Es complicado lograr eso cuando realmente te conocen!

Este año siento que quiero, y también me siento querido. Mis amigos son un gran regalo. Después de conocer a Jesús, ellos son el más grande éxito. Ellos pueden ver mis fortalezas por encima de todo lo demás. Ellos escuchan mis canciones y me siento artista cuando estoy con ellos. Pero lo más hermoso es que siento la seguridad de que si no tuviera canciones me escucharían igual, y hasta presiento que me harían sentir artista de todas formas.

No podría pagar todas estas cosas y por eso siento que soy afortunado.

 

Y ante todo esto además, hay algo, o más bien alguien que me hace sentir pleno, tranquilo♪♫ seguro♪♫ sin miedo♫♪ con fe♪♫ respecto a la vida.

Podría formular oraciones muy aguerridas y extraordinarias frente a él… mientrás él ve la imagen de un tiempo después donde mis oraciones sólo son el fondo de una traición. Entonces dirá, ¿En verdad harás todo eso por mi? yo te digo en verdad, que me vas a fallar, y no una vez, sino que muchas veces. Pero llegaré siempre a ti y mi amor te recordará todas las veces que sea necesario cual es tu lugar. Te formaré. Yo terminaré la obra que he conmezado. Mi amor te cubre y te llena porque yo te formé desde antes de la fundación del mundo para que seas luz…

 

Y entonces no hay espacio para sentirse exitoso(en la manera del sistema) y no importa, porque me siento amado y me parece que eso es más grande. Supongo que no todos entenderán y me disculpo.

 

De mi par de talentos talvés no obtenga las riquezas que otros buscan, pero me encuentro afortunado ya, cuando alguien escucha y la música nos construye un puente para hablar de la vida, del amor, de nuestro Dios y su reino.

 

Y así inicio el recorrido nuevamente, talvez al culminar me encuentre más “estandarizado”, “normalizado”, aunque  esperaría que no… pero sin duda quiero haber cerrado algunos ciclos, caminar más con mis amigos, conocer más personas, hacer más canciones y entender un poco más las cosas y aprender más acerca de cómo vivir… Es hermoso saber que en medio de todo esto su fidelidad me acompañará cada día.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s